La fiesta de María

Celebramos a Santa María, Madre de Dios – del libro Huellas Imborrables, costumbres de la familia cristiana

1º de enero: Santa Madre de Dios

La Iglesia comienza el ano mirando a la Virgen, pidiendo su protección, invocándola con su título principal: Madre de Dios.

“Seamos inmensamente gratos a la Virgen.

¡Ella nos dio a Jesús!”. Padre Pio

Ella fue elegida desde la eternidad para ser Madre de Dios. Nadie tuvo jamás un título más importante que este. Todos los demás títulos, las advocaciones, las cualidades de la Santísima Virgen Maria brotan de su maternidad divina.

Es día de precepto, es decir, es obligatorio ir a Misa, como un domingo.

 

Generalmente se festeja el fin del ano y el comienzo del nuevo. Suelen verse en el cielo fuegos artificiales. Que el brillo de las luces nos recuerde el brillo de la fiesta que hoy celebramos los cristianos.

 

Nos llena de alegría pensar que quien es nuestra madre es también la Madre de Dios.

lifecoach1

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *